¿QUIÉN SOY?
Selecciona tu idioma
INDIA

Holyday Inn Aerocity. Delhi.

A- A+

Alejado del bullicio del centro de la ciudad pero con excelente conexión a la misma, este establecimiento cumplirá con creces tus expectativas siendo ideal para el alojamiento de familias con niños.

Texto y fotos por ©José Manuel Beltrán.
 
El Holiday Inn Aerocity de Delhi se encuentra dentro de un área perimetrada de acceso restringido y vigilado, al igual que otras muchas más marcas reconocidas con cuatro y cinco estrellas, a escasos cuatro kilómetros del Aeropuerto Internacional Indira Gandhi, de Delhi. Ya hemos de comentar que este establecimiento ofrece gratuitamente para sus huéspedes el traslado al aeropuerto durante las 24 horas del día.
 
En un total de cinco alturas cuenta con 265 habitaciones (en algunas de ellas se permite fumar) con perfecta accesibilidad para todo tipo de personas. Habitación estandard, “king”, superior y suite son sus diversas opciones. En nuestro caso disfrutamos de la 522, de categoría superior, sobre uno de los laterales del hotel.

La habitación es muy amplia, al estilo de las que ya disfrutamos en nuestra estancia en China y donde, de nuevo, en sus amplios armarios encontramos la correspondiente tabla de planchar, la plancha y una linterna, esto último ante posibles casos de emergencia.
Su cuarto de baño, con suficientes elementos de aseo de marca, dispone de un enorme espacio de ducha independiente, totalmente acristalado, siendo visible desde el mismo toda la habitación. El único inconveniente está en su suelo de mármol, excesivamente resbaladizo, y que puede dar lugar a accidentes.

La superficie de la habitación da cabida más que suficiente a una zona de sofá así como una mesa escritorio de cristal. Minibar, en el que todos los días y de forma gratuita dejan dos botellas de agua mineral, caja fuerte, TV y enchufes en número necesario, incluso especiales para Internet.
 
Tanto la cama king (2x2), el edredón así como los dos juegos de almohadas hacen muy confortable el descanso. En una de las mesillas de noche, además del teléfono, se cuenta con un despertador. El aire acondicionado y ventilación es programable, y a buen seguro que deberás modificarlo porque la temperatura que ellos eligen es más bien baja.
La zona de lobby es muy amplia y cómoda. En la parte de los sofás encuentras multitud de enchufes para cargar aparatos eléctricos. Aún así, en el lobby existe una zona específica donde se encuentran diferentes enchufes y adaptadores para cualquier tipo de aparato electrónico, de cualquier marca. Un detalle: es posible tomar café o té en cualquier momento.
 
También es posible tomar alcohol y otros brebajes en el Bar Hangar. Decorado como si fuese un hangar de aeropuerto es cómodo y, en ocasiones, disponen de ofertas al estilo “happy hour”. Me centraré en la cerveza, siempre de 600 ml. Una Heineken por 325 INR, y su estimada Kingfiser por 300 INR (4,50€). Eso sí, a estos precios debes añadirle el impuesto del alcohol e IVA, nada más y nada menos que 20%. Aún así, después de días agotadores, una cerveza bien fresca viene de maravilla.
Una pequeña zona de tiendas, una de ellas de chocolates, souvenirs y textil también se encuentran en la zona aledaña de ascensores.

 Aún cuando no lo disfrutamos, dispone de piscina exterior, gimnasio con servicio 24 horas, spa y parking público totalmente gratuito. Si debemos añadir que las mascotas no están permitidas.

El restaurante Viva lo es a base de buffet. En horas punta no tiene capacidad suficiente para todos los huéspedes y es necesario esperar un poco, si bien con nosotros no se dio el caso. Una amplia oferta culinaria donde priman, por lógica, especialidades de la cocina local; algunas de ellas, también por la misma lógica, con su grado de picante. Aún así, es posible encontrar platos sin este sabor. También señalar que todos los platos ofertados tienen su cartel indicativo en cuanto a la tolerancia, o no, del gluten, y si son picantes o no.
 
Muy buena bollería, varios tipos de pan y un servicio tremendamente atento y eficiente.
Condiciones especiales para familias con niños.
   
Nos sorprendió ver bastantes familias con niños, en ningún caso alterando el buen ambiente. No es de extrañar. Este establecimiento tiene una oferta especial para las familias con niños, hasta los 12 años.
 
Incluido en el mismo precio de la habitación hasta un total de 2 niños pueden alojarse gratis en la habitación que compartan con un adulto, y disfrutar del desayuno y comidas. Los mayores a esa edad, en una cama supletoria, solo pagarán 1000 INR (rupias) equivalente según el cambio vigente a unos 14€ por noche.

Localización y medios de transporte.

A escasos 4 kilómetros del aeropuerto internacional Indira Gandhi, y si no utilizas el transporte gratuito que el hotel pone a tu disposición, es posible llegar por medio de la nueva y moderna línea de metro. La estación, denominada Delhi Aerocity, se encuentra a menos de 300 metros del hotel.
Esta misma línea es la que deberás utilizar para desplazarte a otras partes lejanas de Nueva Delhi (ten en cuenta que Delhi es enorme y extensa). No debe de asustarte que la estación de tren de Nueva Delhi esté a 18 km; la Puerta de la India a 16 kmy el Fuerte Rojo a unos 22 km. El metro es uno de los mejores medios de transporte para desplazarte a la ciudad. Eso sí, deberás pagar por tramos, aunque no es caro, y pasar en cada estación controles de seguridad y cacheos.
La dirección exacta del complejo es: Asset Area 12, Hospitality District, Aerocity, Delhi International Airport, 110037 Nueva Delhi, India. Web: Holiday Inn Aerocity, Delhi
Los continuos controles de seguridad es uno de los aspectos que más me llamó la atención. También, y en todos los casos, al efectuar la entrada al hotel. Cinta y escáner de seguridad para los objetos; arco de detección de metales por el que cualquier cliente debe pasar de forma previa al acceso al lobby y cacheo; eso sí, esto último separado y diferenciado para las mujeres en un habitáculo totalmente cerrado con cortinas y realizado por agente femenino. A pesar de ello, la amabilidad de todos los componentes del hotel no variará y el saludo continuo con un “Namasté” está garantizado.
 
Totalmente recomendado para todos vosotros ciudadanos viajeros. Disfrutarlo con SALUD.

¿QUÉ TE HA PARECIDO ESTE POST?

Compártelo con tus amigos:

COMENTARIOS

  • Nuria Gonzalez escribió

    octubre 9, 2015

    Estupendo hotel, excelente atención al cliente, decoración acorde a sus estrellas. Nada que añadir a tu extenso relato. Gracias ciudadano viajero

    Responder
  • Caliope escribió

    octubre 12, 2015

    Muy buen hotel; los nuestros también fueron muy buenos, tanto que cuando llegaba a ellos no acababa de encontrarme cómoda acordándome de la miseria de fuera, pero bueno, India es así, contrastes de todo tipo y desgraciadamente este es uno de ellos. A mí también me llamaba mucho la atención los controles de seguridad, eran alucinantes. Seguiré de cerca vuestro periplo indio. Un saludito viajero 🙂

    Responder
  • José manuel Beltrán lópez escribió

    noviembre 23, 2015

    Sin duda, Nuria, coincido contigo. No podía ser de otra forma!!

    Responder
  • José manuel Beltrán lópez escribió

    noviembre 23, 2015

    Es verdad, Caliope, los contrastes, en este caso del hotel, entre el interior y exterior, son tremendos y de los que uno no termina de acostumbrarse del todo. Alguien podría pensar ¡bueno, eso ocurre en todos los sitios! y no le faltaría razón pero allí -no se- es diferente. De los controles de seguridad -en fin- cuestión de acostumbrarse.
    Gracias por tu comentario y por seguir de cerca nuestro periplo. Salud, ciudadana viajera.

    Responder
Translate »